oxigeno-1-728.jpg
08/06/2021 11:04:32
Fuente original

Invertir en terapias respiratorias: un ahorro de 30 millones de euros al año

Personalizar estos tratamientos mejorararía la capacidad del sistema sanitario español, muy estresado como consecuencia de la pandemia y el envejecimiento de la población.

Las terapias respiratorias marcan el futuro de la sanidad.  La personalización de estas terapias, alejándose de un modelo cerrado y estático, mejoraría la capacidad del sistema sanitario. Estos cambios se traducirían en un ahorro presupuestario mínimo de 30 millones de euros y mejorarían la atención a los pacientes, según se desprende de un informe de EY.

Debido al contexto de pandemia, sumada la cronicidad, el tabaquismo y el envejecimiento de la población, se considera como un riesgo cada vez mayor que alguien reciba por primera vez terapia respiratoria en España: una circunstancia que genera un mayor estrés económico al sistema sanitario.

El informe de EY incide en hacer más específica la asistencia clínica y propone segmentar los cuidados, lo que provocaría una mejor atención hacía el ciudadano. También se aborda la gestión actual del llamado “paciente incumplidor”. En este sentido, se asegura que, ante un tratamiento más personalizado, la fidelización del enfermo aumentaría al sentirse mejor atendido.

Aumentar la personalización de los tratamientos se traduciría en un ahorro presupuestario mínimo de 30 millones de euros. El consecuente ahorro desestresaría los servicios sanitarios debido a la disminución de las visitas y hospitalizaciones.

EY propone aumentar también los recursos económicos destinados a las terapias respiratorias, lo que garantizaría la calidad del servicio sobre una población cada vez más expuesta a estos tratamientos. Según el informe de la consultora, actualmente el aumento anual de pacientes que necesitan terapia respiratoria se sitúa, de media, entre el 8% y el 12%.

La financiación no sigue misma línea. En este apartado, el augmento contemplado en presupuestos y licitaciones, al tratarse de una colaboración público-privada, es sólo del 3%. Este porcentaje equivale a que solo se dote de asistencia al 30% de los nuevos pacientes.

La gestión de competencias públicas es un problema añadido. En España, las comunidades autónomas aplican diferentes políticas sanitarias respecto a estas terapias, y se pone en riesgo la equidad de los ciudadanos para acceder a los tratamientos con los mismos estándares de calidad.

La transición propuesta por EY, evolucionar hacía la personalización de las terapias respiratorias, pondría a España en el mismo contexto que los países de su entorno. En estos casos el paciente asume la responsabilidad de decidir qué propuesta de servicio se adecúa más a su situación.



Leer el artículo original completo

Otras noticias que pueden interesarle